fbpx
Estás leyendo
Málaga brinda en las terrazas en el primer día de la Fase 1

Málaga brinda en las terrazas en el primer día de la Fase 1

Era uno de los momentos más esperados y con el que más hemos soñado la mayoría, volver a los bares y restaurantes. Desde la entrada en la fase 1 ya podemos disfrutar otra vez del sabor de un café como solo sabe en los bares, de que nos pongan el plato por delante y de no tener que recoger la mesa ni la cocina. Mientras unos aún sienten cierto recelo de lanzarse a las terrazas, otros no han dudado ni un segundo en aprovechar la ocasión y celebrar brindando la llegada de la Fase 1 de la desescalada, aunque sea con café. Ahora todo está permitido.

 

Si algo se percibía en las calles desde primera hora era la ilusión. Por un lado, la de los empresarios por abrir sus puertas y poder recuperar al menos a parte de los empleados. Y por otro, la de los clientes, para los que se ha convertido en extraordinario algo tan cotidiano hasta hace dos meses como es sentarse a tomar algo en un bar. 

Fernando del Alcázar trabaja en la zona, y hoy, por primera vez después de dos meses se ha podido sentar a desayunar en la terraza del Café Central: “Parece el primer paso a la vuelta de la normalidad. Esperamos que esto sea el comienzo de una recuperación inmediata y que, aunque se mantenga la prudencia, perdamos el miedo. Es fundamental que sigamos manteniendo la actividad económica”. Asegura que en la calle se nota otra alegría con respecto a días anteriores y él lo sabe porque en varias ocasiones ha pasado por allí cuando las calles estaban absolutamente vacías. Tanto es así que aunque sea con el café, no se ha quedado con esas ganas de brindar que teníamos todos.

Fernando de Alcázar, primero por la izquierda

 

Parece que los churros también se han convertido en grandes estrellas con la entrada a la nueva normalidad. Antonio Llorente, gerente de la Churrería La Malagueña se muestra feliz. Por fin ha vuelto al trabajo y con él parte de su equipo. Estos meses no han sido fáciles, pero al menos el balance de la primera jornada está siendo muy positivo: “Esta mañana, gracias a que el ayuntamiento nos ha dejado ampliar la zona de terraza, hemos trabajado sin parar desde primera hora de la mañana. La gente lo ha cogido con muchas ganas. Hoy vamos con el personal más justito pero con muchas ganas de recuperar a todo el mundo, que baje el paro y se active la economía”. Eso deseamos todos porque será muy buena señal. 

“La gente lo ha cogido con muchas ganas”

 

“El malagueño tiene gana de terrazas”

En el restaurante Alea nos recibe Manolo Medina, uno de sus propietarios: “Hemos pasado la noche como si fuese la de los Reyes Magos. Hemos abierto muy ilusionados y con muchas ganas. Hemos estado dando desayunos, que antes no lo hacíamos. Y claro, hemos vivido muchas anécdotas, como clientes que han entrado a la barra a pedir el café y luego se daban cuenta de que no podían estar ahí. Tenemos muchas reservas lo que significa que el malagueño tiene gana de terrazas, de amigos y de disfrutar de la gastronomía malagueña”. 

Te puede interesar

“Hemos pasado la noche como si fuese la de los Reyes Magos”

Y así es. Uno de esos clientes que hizo su reserva nada más enterarse de que abrían, fue Manolo Toledo. Puntual asiste a su cita deseando disfrutar de la buena cocina y de buena compañía. Porque además de abrir las terrazas, la otra buena noticia es que podemos disfrutar de ellas con familiares o con amigos. 

“Si podemos salir, salgamos y aunque sea con mascarillas, todos a la calle y a apoyar la economía”

“El sábado cuando me enteré que abrían al segundo llamé para reservar y venir a comer. Hay que apoyar a los amigos y en este momento es lo que tenemos que hacer entre todos. Si podemos salir, salgamos y aunque sea con mascarillas, todos a la calle y a apoyar la economía. Se hace raro que te sirvan con mascarilla, pero nos acostumbraremos”, dice Manolo Toledo, encantado después de estas semanas de poder disfrutar otra vez del placer de la gastronomía y todo lo que conlleva. 

Son muchos los que han pensado como ellos y hoy han llenado terrazas y restaurantes con una sonrisa en los ojos.

Escenas y sensaciones como estas se han repetido en toda la provincia. No será hasta la segunda fase cuando podamos acceder al interior de bares y restaurantes. Mientras, confiemos en el buen tiempo y disfrutemos de las terrazas siempre con precaución si no queremos acabar antes de tiempo como los clientes de la foto de abajo. 

Fotografía: Lorenzo Carnero

Ver comentarios (0)

Publicar un comentario

Your email address will not be published.

Ir al principio