fbpx
Estás leyendo
¿Es seguro bañarse en la piscina en tiempos de coronavirus?

¿Es seguro bañarse en la piscina en tiempos de coronavirus?

Ha comenzado el buen tiempo y apetece darse un baño en la piscina, pero evidentemente, surgen las dudas sobre si hay posibilidad de contagio en el agua.  Según un White Paper publicado por Fluidra, empresa dedicada al equipamiento de piscina y wellness, podemos estar tranquilos y disfrutar del chapuzón si se cumplen las normas habituales del tratamiento del agua. La mayoría de las piscinas en nuestro país utilizan cloro o electrólisis de sal y en ambos casos, el principio activo encargado de la desinfección es el ácido hipocloroso. Según apuntan desde la compañía, está probado que este principio activo es capaz de eliminar no solo virus de la familia del COVID-19, sino otros virus y bacterias más resistentes.

“Está probado que este principio activo es capaz de eliminar no solo virus de la familia del COVID-19”

Precisamente, la compañía explica en su White Paper que el COVID-19, es uno de los siete coronavirus que pueden infectar a las personas, como el SARS (Síndrome Respiratorio Agudo Grave) y el MERS (Síndrome Respiratorio de Oriente Medio). Toda esta familia tiene propiedades físicas y bioquímicas similares, así como rutas y de transmisión comparables, por lo que todo indica que la efectividad del ácido hipocloroso ante este nuevo virus será idéntica que con el resto de su misma familia.

Piscina hotel Puente Romano

 

David Tapias, director de I+D de Fluidra explica que “aunque nos enfrentamos a un virus nuevo, los estudios indican que el agua de las piscinas será un entorno seguro siempre y cuando se aplique el tratamiento de desinfección adecuado que además es el mismo que se ha recomendado siempre”. Esto quiere decir que, si se cumplen los parámetros adecuados, el virus se elimina y, con ello, el riesgo de contagio.

Estas son algunas de las recomendaciones que se incluyen a modo de guía:

1.    Mantener el pH entre 7,2 – 7,6 y el cloro libre entre 0,5 – 1 mg/l

2.    Medir regularmente estos parámetros y ajustar si hace falta.

3.    Disponer de un buen sistema hidráulico y de filtración.

4.    Respetar sus niveles de ocupación máxima.

Te puede interesar

5.    Automatizar la piscina para una mayor tranquilidad.

6.    Limpiar y desinfectar las zonas exteriores a la piscina como las inmediaciones, la ducha y la escalera.

Además, al igual que se hace de manera cotidiana, se debe tener una adecuada higiene personal y se recomienda que los bañistas se duchen siempre antes y después de utilizar la piscina así como lavar las toallas y trajes de baño para eliminar todas las bacterias o virus.

 

Ver comentarios (0)

Publicar un comentario

Your email address will not be published.

Ir al principio