fbpx
Estás leyendo
Las 6 playas de Málaga que deberías conocer

Las 6 playas de Málaga que deberías conocer

Nuestra región es un paraíso al que llegan todos los años miles de turistas, y no es de extrañar ya que su clima, su ambiente y sus costas son envidiables. Además, si pensamos en la costa Andaluza, no podemos evitar pensar en la Costa del Sol, una referencia a nivel mundial y uno de los destinos preferentes que eligen los que nos visitan.

La verdad es que la provincia de Málaga ofrece muchísimas posibilidades, pero sin duda lo que más nos gusta de ella cuando llega el buen tiempo son sus playas, sus chiringuitos en los que comer “pescaito” frito y disfrutar de una velada junto al mar. El que es de aquí sabe que elegir entre todas sus playas es difícil, pero hemos querido destacar estas 6 que todo el mundo debería conocer.

 

Playa de Maro, Nerja

Fuente: Ruralidays

La playa de maro está situada en Nerja, un pueblo que no solo está considerado de los más bonitos de Málaga, sino que también lo es a nivel nacional. En esta playa de aguas cristalinas, escondida entre acantilados y calas, abunda la vida marina, y esto la convierte en uno de los mejores lugares de Málaga para practicar snorkel y submarinismo. Con sus escasos 500 metros de playa ofrece un aspecto salvaje por estar situada a los pies del paraje natural Acantilados Maro-Cerro Gordo, pero cuenta con todo tipo de comodidades, aseos, duchas papeleras e incluso un chiringuito en el que degustar la gastronomía del lugar.

Playa del Peñón del Cuervo, Málaga

Esta playa de la capital es de las más alejadas del casco urbano, y está en la zona este de la ciudad, haciéndola un sitio perfecto para ver las estrellas por la noche. Tiene unos 350 metros y no cuenta con ningún servicio. Un peñón – que le da nombre- corta la zona de baño en dos, y está rodeada de una zona de barbacoas y aparcamientos. Aunque no es completamente de arena fina sus aguas son cristalinas y colinda con otras playas más pequeñas como la Araña y el Candado con las que está conectada gracias a un paseo que puedes hacer a pie. Es un lugar perfecto para desconectar de la ciudad, con familiares y amigos.

Playa de las viborillas, Benalmádena

Fuente: Miviaje.com

Esta íntima y acogedora playa tiene únicamente 500 metros y forma parte de un conjunto de pequeñas calas de estado casi salvaje. Es otro de los mejores lugares para practicar buceo de la costa del sol gracias a la presencia de vida marina que se puede contemplar bajo sus aguas. Eso sí, es una playa de arena oscura y piedras así que es recomendable usar calzado para bañarte en sus aguas, de esta forma evitaras hacerte daño. Además está cobijada por una mancha verde y densa de árboles que le dan el toque íntimo, y como no es de arena fina no suele estar muy frecuentada, lo que la hace más íntima aun.

 

Playa de Artola, Marbella

A esta playa también se la conoce como playa Cabopino pues está situada junto al puerto deportivo homónimo. Forma parte de un sistema de dunas fósiles y móviles, las dunas de Artol, que están declaradas Zona Protegida desde el año 2001 por su interés natural. Es una de las playas nudistas de Málaga, aunque por su longitud de 1.200 metros, solo en algunos puntos. Su arena es blanca y el ambiente es relajado y cuenta con un gran valor paisajístico, así que es una playa perfecta a la que ir cuando quieres escapar.

Playa punta Chullera, Manilva

Fuente: Diputación de Málaga

La Playa Punta Chullera o Playa de Chullera está en el municipio de Manilva que linda con la provincia de Cádiz. Posee una formación rocosa que tiene gran importancia paisajística y riqueza ecológica y mide unos 700 metros. Esta playa de arena dorada, no tiene paseo marítimo, lo que le otorga un aspecto más natural aun, además su acceso no es sencillo por lo que normalmente no está muy concurrida. Pero no te preocupes, porque en ella cuentas con todos los servicios, e incluso hay un chiringuito en el que podrás tomar algo para reponerte de un largo día bajo el sol.

Cala del pino, Nerja

Fuente: Diario Sur

Se encuentra a solo 6 kilómetros de Nerja, y se compone de dos calas entre la playa de Alberquillas y la Torre del Pino. Están separadas por rocas desprendidas pero se puede pasar tranquilamente de una a la otra. Como otras muchas playas de Nerja están protegidas por la vegetación que las rodea y cuentan con aguas cristalinas y limpias en las que hacer snorkel. Es de difícil acceso, ya que solo se puede bajar a pie por un camino accidentado de pinos y por eso no suele tener una ocupación muy alta ni si quiera en verano, además en ella se practica el nudismo, especialmente en la parte rocosa que separa las playas.

 

 

Ver comentarios (0)

Publicar un comentario

Your email address will not be published.

Ir al principio