fbpx
Estás leyendo
3 Recetas de repostería bajas en calorías

3 Recetas de repostería bajas en calorías

Con esto de estar encerrados en casa la gran mayoría hemos apostado esta cuarentena por desarrollar hobbies para los que normalmente no encontramos tiempo, e incluso por probar con otros nuevos. La repostería ha sido una de las actividades estrellas durante este confinamiento.

El problema es que pronto llegará el veranito, esa época en la que querer inflarse de pasteles y mantener la línea son incompatibles. Y aunque no sabemos si este verano va a ser como los demás la operación bikini está a punto de comenzar. Pero no desesperéis, hay una solución para cuidar la figura sin renunciar a los dulces: repostería baja en calorías.

Y no es una utopía os lo prometo, solo hay que ser creativos y cambiar los ingredientes que aportan muchas calorías a la receta por otros similares que sean más ligeros. Os traigo 3 ejemplos de recetas de repostería bajas en calorías para que disfrutéis mientras os cuidáis. ¡Allá vamos!

  1. Brownie

Lo que convierte esta receta en light es que incluye fibra e hidratos de carbono de bajo índice glucémico, no lleva mantequilla y además está enriquecido con proteínas naturales y no lleva azúcares añadidos.

Ingredientes:

  • 150g de harina de avena (sabor brownie)
  • 4 claras + 1 huevo entero
  • 2 cucharadas pequeñas de stevia granulada
  • 4 gotas de esencia de vainilla
  • Levadura
  • 30g de cacao desgrasado sin azúcar
  • 35g de nueces

Preparación: Precalienta el horno a 200°. Para preparar la mezcla coge un bol y echa en él las cuatro claras, el huevo y la esencia de vainilla. En otro recipiente mezcla harina avena, levadura, stevia granulada y cacao. Después, añade la mezcla anterior a esta hasta crear una crema espesa. Si la masa no es lo suficiente espesa puedes añadir más harina de avena. Por ultimo parte las nueces en trozos pequeños y añádelas a la mezcla. Deja la mezcla en el horno unos 20 minutos a 160°. ¡Listo!

 

  1. Tarta de Manzana

La tarta de manzana es un clásico, de los que hacía tu abuela. Utilizar fruta en la repostería es muy inteligente, porque de esta manera añadimos azúcar de forma natural, ya que esta es más saludable y recomendable que el azúcar refinado o los edulcorantes.

Ingredientes:

  • 500gr de manzana (2 manzanas aproximadamente)
  • 1 huevo
  • 1 yogurt natural azucarado/edulcorado
  • 75g de harina de avena
  • Canela

Preparación: Lo primero que debemos hacer es pelar y partir las manzanas en trocitos, tapamos con papel film y reservamos. Ahora batimos el huevo y los mezclamos con el yogurt. Cuando estos dos ingredientes estén integrados, les añadimos la harina de avena. Engrasamos y enharinamos un molde y dentro unimos las manzanas a la mezcla anterior. Aplanamos la parte de arriba y espolvoreamos la canela por encima. También podemos decorarla con trozos de manzana. Tras haber precalentado el horno a 180° dejamos cocinar el pastel 1 hora con calor arriba y abajo. Ahora para servirlo, ¡solo hay que dejarlo enfriar!

 

  1. Pastel de zanahoria

La zanahoria es un alimento rico en fibra y además aporta vitamina A y previene el envejecimiento prematuro. Así que, ¿por qué no añadirlo a un pastel? Normalmente lleva un glaseado muy muy azucarado pero esta versión aporta una opción más ligera de la receta.

Ingredientes:

  • Un cuarto de taza de aceite vegetal
  • Una taza de harina integral
  • Una cucharadita de bicarbonato
  • Una cucharadita de canela en polvo
  • Un cuarto de cucharadita de sal
  • Dos huevos
  • Una taza de azúcar mascabado
  • Un tercio de taza de yogur natural light
  • Dos zanahorias
  • Media taza de nuez picada
  • Media taza de azúcar glass
  • Dos cucharaditas de jugo de naranja
  • Una cucharadita de ralladura de naranja

 

Preparación: Lo primero que debemos hacer es rayar la zanahoria y reservarla. Después ponemos 2 huevos en un bol y los batimos, añadimos el aceite y el yogurt y creamos una mezcla liquida. Añadimos harina a esta mezcla liquida y después la zanahoria, el azúcar mascabado, el bicarbonato, la sal, la canela y las nueces. Engrasamos y enharinamos un molde y vertemos la mezcla en él. Tras calentar el horno a 180° cocinamos el pastel durante 45 minutos. Mientras tanto preparamos el glaseado. Añadimos zumo de naranja al azúcar glass y un poco de ralladura. Disolvemos muy bien el azúcar y una vez cocinado el pastel se lo añadimos por encima y ¡Listo para comer!

Ver comentarios (0)

Publicar un comentario

Your email address will not be published.

Ir al principio